Informática: antes y ahora

10 marzo, 2016
Informática: antes y ahora

¿Os habéis dado cuenta de cómo ha cambiado el mundo de la informática? A veces pienso en ese primer ordenador que tuve con 16 años y me entra una especie de nostalgia y risa a la vez que no puedo evitar al recordar el cacharraco aquel enorme. Hoy en día levantas una pierda y aparecen cientos de empresas de informática o relacionadas con ella pero antes era casi imposible localizarla y, las que había, eran carísimas. Para los interesados les diré que hoy en día recurro siempre a esta empresa de informática en Córdoba porque, precisamente, son los sucesores de otra empresa de antaño que me salvo el culo más de una vez.

Echad un ojo a estas imágenes que demuestran cómo cambia la tecnología. ¿Os estáis riendo ya? Podéis darle las vuelta que queráis pero es la realidad… Antes querías escuchar música y ponías la minicadena, luego el mp3 o el ipod y ahora ORDENADOR. Antes querías ver una peli y te ibas a la tele del salón, al nuevo dvd recién comprado y ahora ORDENADOR. Antes llambas por teléfono, quedabas con la gente, contactabas con ellos y ahora Facebook y ORDENADOR. Antes leías el periódico de papel, ahora ORDENADOR. Antes creabas música con la guitarra y ahora… ¿adivináis? Hacemos de DJ con el ORDENADOR.

La revolución informática ha sido, y sigue siendo, un periodo de avances tecnológicos que abarca desde mediados del SXX hasta la actualidad. Es como la revolución industrial del siglo XXI.

Hoy en día todo el mundo cree que no hay nada en la historia económica que haya progresado de manera más rápida, y que haya tenido un mayor impacto, que la revolución informática. La Ley de Moor afirma que el precio del elemento básico de la revolución informática, el microchip, cae un 50% cada 18 meses. Lo mismo que ocurrió con los productos cuya manufactura se mecanizó en la revolución industrial. Además, hoy en día no se puede imaginar la vida sin tecnología, al menos en los países desarrollados.

Internet

El origen de INTERNET se sitúa en la década de los años 60, como una estrategia del Departamento de Defensa de los Estados Unidos, encaminada a proveer un medio de comunicación eficiente, que soportara fallas parciales de llegarse a presentar eventuales bombardeos en su territorio; recordemos que por esa época el mundo se caracterizaba por la rivalidad entre las dos potencias de ese entonces. ARPA (Advanced Research Project Agency), la Agencia de Investigaciones de Proyectos Avanzados del Departamento de Defensa de los Estados Unidos, implementa para tal fin un Laboratorio experimental en redes, ARPAnet, que al final permitió la ampliación de enlaces y la asignación de recursos de cómputo compartidos para los demandantes de los mismos en ese país.

Actualmente todo va mucho más allá  e Internet es un vehículo de comunicación multimedia, mundial, veloz, asequible a casi todas las economías, difícil de controlar por gobiernos y particulares. Supone una auténtica y no acabada revolución en las comunicaciones -como antaño lo constituyó, la prensa, la fotografía, el teléfono, la radio, la televisión, el fax- ya que contiene todos estos medios, albergando textos, sonidos, imágenes con o sin movimiento, difundiéndolas instantáneamente.

La pregunta ante todo esto es ¿seguirá evolucionando la informática y con ella el mundo cibernético o nos plantaremos en algún momento y quedaremos estancados hasta la aparición de una nueva herramienta que revolucione de nuevo nuestro mundo?